LAS POSICIONES INVERTIDAS DE PROVOSTE

 

Lillian Calm escribe: “…lo que a mí personalmente más me llama la atención es ese decirse demócrata cristiana (más aún ir de candidata presidencial por esa colectividad) y, por otra parte, no tener escrúpulo alguno en propiciar, por ejemplo, la despenalización del aborto hasta las 14 semanas de gestación. Pienso que quizás sigue en las filas de la DC porque no ha tenido a mano -y por eso no lo conoce- el documento que contiene los ‘Acuerdos del V Congreso Ideológico y Programático de la Democracia Cristiana’ (repito: ideológico) , realizado en 2007”.

Al parecer todo estaba perfectamente calculado en el comando presidencial demócrata cristiano de Yasna Provoste. Ella, de profesión profesora de educación física, haría la posición invertida apoyándose en una puerta y ello estimularía a eventuales electores a suponer que en un también eventual gobierno suyo se fomentarían las actividades deportivas.

La estrategia en principio resultó un éxito.

Nada menos que Nadia Comaneci felicitó en un tuit (suponiendo que era de ella) a la profesora de educación física chilena. No puede desconocerse que Nadia Comaneci no es un nombre más. La rumana, ex gimnasta y ganadora de nueve medallas olímpicas, hoy radicada en Estados Unidos, es sin duda la autoridad en la materia… pero al parecer cuando se vio utilizada, y más aún en una campaña política, quitó rápidamente su tuit.

Este desapareció como por arte de magia.

No es el único escollo que ha tenido Provoste en su cada vez más sinuoso camino a La Moneda. Hace unos meses, incluso siendo presidenta del Senado y candidata presidencial de la DC, en un programa televisivo, se fue en picada contra Mariana, la hija del ex Presidente también DC Patricio Aylwin. Dijo:

“Hace mucho rato que está en la derecha. Uno hace la distinción. Esto no tiene nada que ver con la memoria de su padre. Yo creo que ella lo que representa es de aquellos que formaban parte de la recuperación de la democracia, pero que se sintieron muy cómodos con el negocio y con el modelo neoliberal (…) Ella pareciera que no le ve problemas a lucrar con recursos del Estado”.

Entonces fueron los propios hermanos Aylwin Oyarzún los que salieron a defenderla en carta a El Mercurio:

“Queremos señalar, como ella lo ha hecho muchas veces, que Mariana nunca ha obtenido lucro ni ha tenido negocio alguno con fondos del Estado. Mariana ha sido y es directora ejecutiva de la Corporación Aprender, es decir, empleada en una entidad sin fines de lucro, que mantiene dos colegios en sectores vulnerables de la Región Metropolitana, donde presta sus servicios profesionales”.
Y, continuaban, “es extraño que una ex ministra de Educación y que —además— tiene una trayectoria desde los años noventa en funciones públicas, no distinga entre un sostenedor de instituciones sin fines de lucro y uno que sí estaba autorizado a tenerlo”.

Firmaron Miguel, José, Francisco e Isabel Aylwin.

Insistieron en que “más allá de la diversidad de visiones políticas al interior de nuestra familia, los hermanos Aylwin Oyarzún somos testigos de que Mariana jamás ha lucrado con fondos del Estado y, por tanto, rechazamos categóricamente las expresiones de la señora Provoste, por carecer de fundamento y ser contrarias a la verdad”.

Pero lo que a mí personalmente más me llama la atención es ese decirse demócrata cristiana (más aún ir de candidata presidencial por esa colectividad) y, por otra parte, no tener escrúpulo alguno en propiciar, por ejemplo, la despenalización del aborto hasta las 14 semanas de gestación.

Pienso que quizás sigue en las filas de la DC porque no ha tenido a mano -y por eso no lo conoce- el documento que contiene

los “Acuerdos del V Congreso Ideológico y Programático de la Democracia Cristiana” (repito: ideológico) , realizado en 2007. En sus páginas explicita claramente:

“Todos nuestros esfuerzos y acciones deben considerar al ser humano como el fin y jamás como un medio para el logro de cualquier objetivo”.

Y luego, bajo el subtítulo “Derecho a la vida”, consigna: “Reconocemos la naturaleza espiritual y trascendente del ser humano, concebimos la vida como una identidad continua desde la fecundación hasta la muerte natural. La libertad e igualdad en dignidad y derechos con que nacen todos los seres humanos es compartida por los seres humanos que están por nacer. Por eso, defendemos su vida. El aborto es una atentado al derecho a la vida de cada ser humano. Frente al llamado aborto terapéutico, postulamos que es innecesaria una legislación que abra las puertas a la definición desde el Estado acerca de cuáles seres humanos pueden existir y cuáles no”.

Agrega: “Propiciamos la existencia de mecanismos de discernimiento para resolver los casos excepcionales y complejos que se presentan desde el punto de vista médico. La sociedad debe procurar que cada niño sea aceptado aun en las condiciones más difíciles para sus padres”.

Hasta ahí mi cita de los “Acuerdos del V Congreso Ideológico y Programático de la Democracia Cristiana”.

Por todo esto me pregunto (y pienso que no soy la única): ¿qué hará, inexplicablemente, la senadora Provoste en las filas de la Democracia Cristiana?

 

 

Lillian Calm

Periodista

Entradas populares de este blog

AL LEER EL ALLENDE DE DANIEL MANSUY

LIBRO REVIVE A GONZALO VIAL, UN HOMBRE QUE AMÓ A CHILE

LA ZAGA DE NILAHUE… Y TAMBIÉN DE LOS BARAONA